Según los índices europeos, nuestro país lidera el ranking de robos cometidos en el pequeño comercio. El estudio cifra en 2.617 millones de euros las pérdidas por robos y hurtos, es decir, el 1,4% de la facturación por ventas. Junto a España, se sitúan Francia y Holanda.

Sin título

Ante las conclusiones del informe, cabe preguntarse si los comercios españoles deben invertir más en la seguridad de sus negocios como medida preventiva ante los ataques de ladrones. Si eres comerciante, te damos información sobre seguridad que puede ayudar a disuadir a este tipo de delincuentes de tu negocio.

Actualmente existen numerosas empresas que orientan su actividad a la venta de dispositivos de seguridad que, a su vez, ofrecen un amplio abanico de posibilidades según las necesidades. No es lo mismo recurrir a sistemas de seguridad en una tienda de ropa que hacerlo en una librería, por ejemplo. Además, existen negocios en los que este tipo de dispositivos están mal vistos por el cliente, con frecuencia, de un perfil muy exclusivo.

La seguridad de tu negocio es clave, pero no debe interponerse entre el consumidor y el producto. Por ello, encontramos en el mercado sofisticados sistemas de seguridad que pasan desapercibidos. Un ejemplo es el clásico circuito cerrado de seguridad de SIDEP, con cámaras de vigilancia, aunque también es el más difícil de instalar y requiere de un minucioso estudio de la disposición del negocio. Este tipo de dispositivos nos permitirá identificar a los delincuentes con mayor facilidad, pero en muchas ocasiones es normal que sea demasiado tarde. Los arcos anti-hurto son más sencillos que, complementados con dispositivos de alarma en los productos, dan una respuesta rápida y eficaz.

En cualquier caso, consultar a profesionales especializados en el sector es clave a la hora de decidir qué tipo de control de seguridad va a funcionar mejor en nuestro negocio, ya que existen multitud de variables que pueden modificar la funcionalidad de los dispositivos.

Imagen: http://www.sidep.es/