patrocinio

El patrocinio es un tipo de promoción mediante la cual la empresa patrocinadora esponsoriza una serie de actividades -que pueden ser de diversos ámbitos-, con la intención de crear una determinada imagen de marca -de una empresa o producto-. Podemos decir que, a pesar de ser un elemento muy distinto al resto debido a sus particularidades, podría incluirse como herramienta promocional.

En la entrada sobre los tipos de promociones y en el de las herramientas promocionales  hacíamos mención al patrocinio, que por sus particularidades debía encontrarse en un punto separado. Es muy interesante hacer una mención especial al patrocinio debido principalmente a las consecuencias que el mismo suele tener en la mente del consumidor, que asocia la actividad patrocinada con la marca, obteniéndose así un resultado mucho más profundo que mediante otras formas de promoción.

Además, el patrocinio no tiene como finalidad primera incrementar las ventas, sino que pretende mejorar la imagen de marca de una empresa o producto, haciendo que aumente su notoriedad. Así, es muy importante que, si se desea ir por esta vía, se estudie bien qué actividades se van a patrocinar, ya que la asociación comentada en la mente del consumidor debe ser congruente con la imagen que queremos que se dé.

“[…]  el consumidor asocia la actividad patrocinada con la marca, obteniéndose así un resultado mucho más profundo que mediante otras formas de promoción.