prima de riesgo, tipos de interes

Y no dejamos de dar buenas noticias en cuanto a los tipos de interés de la deuda pública se refiere. De nuevo el Estado ha vuelto a colocarla reduciendo todavía más el récord histórico que se anotó el pasado 16 de enero, llegando esta vez hasta un tipo marginal del 1.587%. Parece que la deuda pública en España vuelve a encontrar su lugar pese a lo augurado por las empresas de evaluación de riesgo que, por cierto, tanto daño hicieron cuando el país más lo necesitaba. ¿Habéis visto ‘El Lobo de Wall Street’? Pues no sé por qué pero cada vez que pienso en Standard and Poor’s, Moody’s y resto de tropa me viene a la mente aquella imagen de Jordan Belfort manipulando el mercado a su antojo. La imagen del enano volando también, pero esto es otra historia.

Pero aparentemente aquel fantasma de la prima de riesgo comienza a disiparse, y recuperamos unos niveles de tipos de interés francamente aceptables que han permitido al Estado recuperarse en cuanto a deuda pública se refiere, colocando en su última tirada más de 5.590 millones de euros.

Agencia-Calificacion

Diferenciando entre el tipo de bono, a tres años ha colocado 2.304 millones de euros, mientras que a cinco han sido 3.285 millones de euros. Este descenso del tipo de interés marginal, así como la buena acogida que ha tenido el mercado, implica que la confianza de los inversores vuelve. Aun así, y pese a las buenas expectativas que este aumento de liquidez puede llegar a tener, debemos tener cuidado con los niveles de deuda que, recordemos, no deben sobrepasar ciertos niveles para no ser peligrosos. Con estas últimas colocaciones han llegado a nuevos máximos, llegando a superar los 950.000 millones de euros.

Así que alegría y jolgorio pero con cautela, bien porque este tipo de financiación no es ilimitada, bien porque esta confianza no tiene por qué persistir si las medidas del gobierno y la situación general del país no acompaña. Y el paro tiene mucho que decir en este aspecto, así como la precariedad laboral que, parece, también se está disparando.